2.3.47.2, 2017-10-10 18:26:25

e-Mobility

¿Cuáles son los componentes de un coche eléctrico?

Para conseguir que el coche funcione mediante la electricidad, cada una de sus piezas debe desempeñar una función diferente y necesaria.

18 mayo, 2018

Post anterior ¿Cómo piensa un robot? by Volkswagen Siguiente post ¿Para qué sirven los datos en una Smart city? by Volkswagen

Entre las diversas diferencias que existen entre los coches convencionales y los vehículos eléctricos, la primera y más evidente es que la ‘gasolina’ del coche eléctrico es la electricidad de sus baterías. Para conseguir que el coche funcione mediante esta energía, cada una de sus piezas debe desempeñar una función diferente y necesaria.

Repasamos el uso de cuatro elementos del vehículo del futuro para entender mejor su funcionamiento:

Baterías: Dado el auge que está teniendo el coche eléctrico, son muchos los fabricantes que hoy en día tratan de fabricar baterías para coches cada vez más eficientes y duraderas. Para recargar las baterías del coche, existen varias opciones, como acudir a uno de los puntos de carga eléctrica repartidos por la ciudad o bien llevar a cabo el proceso desde casa.

Inversor: Es el componente encargado de convertir la electricidad que llegan de las baterías en una corriente alterna, un paso necesario para poder utilizar la energía y poner el motor en marcha. Además, genera el voltaje adecuado para poder llevar a cabo las instrucciones del conductor según la potencia solicitada.

Rectificador: Como el inversor también emite energía, es necesario un rectificador para devolverla a las baterías. Para ello, la corriente alterna se vuelve a convertir en energía que se puede almacenar en las baterías para uso futuro. En este sentido, se trata de un proceso inverso al que lleva a cabo el inversor.

Regulador: Se trata de un bloque electrónico conectado al motor mediante tres cables y sirve para poder regular la velocidad de giro del motor. Por el regulador pasa toda la energía que entra o sale del motor, suponiendo un componente clave que determina la eficiencia de los sistemas internos del coche.

Son sólo cuatro de los elementos que se encuentran en el interior de un coche eléctrico, pero que resultan esenciales para conducir el coche utilizando la energía eléctrica.