2.3.47.2, 2017-10-10 18:26:25

e-Mobility

Principales ventajas del coche autónomo

¿Qué aporta exactamente reemplazar un coche convencional por uno autónomo?

01 junio, 2018

Post anterior Nueva colaboración entre Volkswagen y Google by Volkswagen Siguiente post Protagonistas del Mobile World Congress 2018 by Volkswagen

Cada vez se oyen más noticias sobre el rápido desarrollo de la conducción autónoma, un modelo prometedor para el futuro de la automoción. Pero algunos todavía se preguntan qué aporta exactamente reemplazar un coche convencional por uno autónomo. Repasamos sus principales ventajas:

Mayor seguridad: A la par que aumenta la popularidad del coche autónomo, crece el número de empresas que suman esfuerzos por potenciar al máximo la seguridad de este tipo de vehículo. Se trata de una tarea que tiene como principal objetivo reducir el número de accidentes en la carretera mediante la precisión y eficacia que aporta el uso de programas informáticos. Por otro lado, el coche autónomo elimina varios riesgos del conductor humano, como el cansancio o la distracción.

Pasajeros no conductores: No todo el mundo es capaz de conducir un coche convencional. Y es que no solo las personas que carecen de carnet tienen prohibido coger el volante, sino también los menores de edad, las personas que han consumido alcohol, o aquellos que padecen amaxofobia, el miedo extremo a la conducción. Pero cuando se trata de un coche autónomo, un mayor número de personas son capaces de dirigirlo porque es el ordenador quien realmente lleva a cabo la función de conducir.

Aprovechar el tiempo: Los pasajeros de un coche autónomo tienen la gran ventaja de poder aprovechar el tiempo que dura el trayecto, ya sea unos minutos o varias horas. Eliminada la necesidad de mantener los ojos pegados a la carretera y la mente concentrada en la conducción, es posible dedicar el rato a leer, conversar, dormir o trabajar, tal como podemos hacer durante un trayecto en tren o avión.

Con todo, no son pocas ni pobres las ventajas que presenta el coche autónomo en comparación con un coche convencional. No sólo contribuye a un entorno más seguro, sino que también facilita el transporte para personas sin permiso de conducir e invita a disfrutar del trayecto.